viernes, 28 de abril de 2017

Un ayuntamiento español denuncia a personas sin techo por comer en la calle o dormir entre cartones

El Ayuntamiento de la ciudad de Murcia (en el sureste de España) ha interpuesto denuncias contra personas sin techo, por el simple hecho de comer en la calle y dormir entre cartones. La concejal de un partido local de la oposición llamado Ahora Murcia, Alicia Morales, ha explicado a la prensa local que su formación ha tenido acceso al boletín de denuncia cursado por la policía, y que ha difundido la Fundación RAIS a través de las redes sociales. En una de las denuncias, cuya imagen ha trascendido a los medios, puede leerse entre los motivos de la denuncia el "uso de cartones" o la "falta de limpieza de la vía pública".

Morales, en calidad de portavoz de Ahora Murcia, ha declarado que su partido "indagará sobre si la Concejalía de Seguridad ha dado órdenes para la persecución y denuncia a personas sin techo y sin recursos, por el simple hecho de estar en la calle". También explicó que resulta "inadmisible esta postura del Ayuntamiento hacia las personas sin hogar", y que se trata de "políticas aporofóbicas". La 'aporofobia' es el miedo, la repugnancia o la hostilidad hacia la pobreza y hacia las personas pobres, sin recursos o desamparadas.

En opinión de Alicia Morales, el Ayuntamiento de Murcia y en particular la Concejalía de Seguridad "criminaliza a las personas sin hogar y sin recursos. El Ayuntamiento, en lugar de esto, debería apostar y velar por la integración y ayuda a los colectivos más desfavorecidos". Desde su punto de vista "resulta inaudito que el Ayuntamiento y la Concejalía de Seguridad se centren en perseguir e intentar criminalizar a los sectores más desfavorecidos de la sociedad. Los responsables políticos deben dar explicaciones ante estos graves hechos". En concreto, declaró que su partido presentará en el próximo Pleno del Ayuntamiento una serie de preguntas al respecto.

Según datos de la asociación Cáritas de finales del año pasado, hay unas 40.000 personas que viven en la calle en España. Además, hay más de tres millones y medio de personas que viven en una situación de vivienda insegura (sin título legal, con notificación jurídica de desahucio o bajo amenaza de violencia) y unos 5 millones que residen bajo un techo inadecuado (en estructuras temporales, asentamientos o chabolas, sin acceso a los suministros básicos o en hacinamiento).

FUENTE: Actualidad RT