martes, 23 de mayo de 2017

(Reino Unido) Un detenido por atentado que dejó 22 muertos y 59 heridos, en Manchester Arena

Cerca de 22 muertos (entre ellos niños) y 59 heridos es el saldo que deja un atentado suicida en el estadio Manchester Arena (Manchester, Reino Unido), al finalizar un concierto de la cantante Ariana Grande.

La Policía de Manchester anunció que detuvo a un hombre de 23 años en el sur de la ciudad, por su presunta relación con el hecho.

En un comunicado publicado vía Telegram, el autodenominado Estado Islámico se atribuye la autoría del atentado. "Uno de los soldados del califato pudo colocar un artefacto explosivo dentro del encuentro de los cruzados en la ciudad de Manchester", señala un texto publicado por Reuters.

Más temprano la policía de Manchester señaló que investigan si el ataque fue realizado por un solo atacante suicida o si era parte de una red terrorista. "Creemos que el atacante llevaba un dispositivo explosivo improvisado, que fue detonado causando esta atrocidad", señala el comunicado.

Las autoridades se abstuvieron de identificar al autor del atentado y pidió no especular.

La primera ministra, Theresa May, convocó a una reunión del comité de emergencia para evaluar el ataque, tras el que informó que las autoridades creen haber identificado al atacante suicida.

La mayoría de las personas que participaban del evento eran niñas entre 10 y 15 años, las madres y los acompañantes.

Hannah Dane, quien estaba en el concierto, declaró al diario británico The Guardian que: "Se escuchó una explosión muy fuerte en el interior del Manchester Arena y se sacudió, entonces todos gritaron y trataron de salir".

Agregó que había gente "llorando por todas partes y gritando que había una bomba y también había gente diciendo que había un tirador".

Ante el espantoso incidente, que mantiene en alerta al Reino Unido, los vecinos del estadio y hoteles de la ciudad ofrecen alojamiento a los afectados.

FUENTE: Con información de NTN24, EFE y Reuters - http://hsbnoticias.com