miércoles, 2 de agosto de 2017

(Colombia) El agarrón de Claudia López y Gustavo Petro en Twitter

Venezuela será un tema central en los debates entre los candidatos para las elecciones de 2018. Todos, o al menos casi todos, los presidenciales han sentado su posición frente a la crisis en el vecino país. Y aunque la mayoría ha mostrado su desacuerdo con la Asamblea Constituyente, algunos han guardado silencio o la han apoyado. Por eso es que la crisis venezolana fue el centro de la última discusión entre Gustavo Petro y Claudia López.
Todo empezó cuando la precandidata del Partido Verde compartió un artículo de La Silla Vacía titulado “Petro y su defensa de la constituyente de Maduro”. El trino iba acompañado del mensaje “que vayan quedando claras las diferencias. Unos condenamos la dictadura de Maduro en Venezuela y otros la defienden. Imposible coincidir”.

Petro, que al igual que López es bastante activo en Twitter, le respondió preguntándole que “¿si usted es presidente romperá el principio de autodeterminación de los pueblos que ordena nuestra Constitución?”, a lo que ella le dijo “significa que a diferencia tuya no justificaré una dictadura en nombre de la autodeterminación ni de nada. Rechazo absoluto a toda dictadura”.

En ese momento, Petro trinó otra vez pidiéndole que “cuando me critique, usar mis palabras y no interpretaciones amañadas de medios” y adjunta publicó una imagen de una entrevista en La W, que no está “ni con la oposición ni con el Gobierno”, sino que cree que se debe respetar la autonomía de cada país.

El último mensaje de López fue “bla, bla, bla para no condenar y congraciarse con una dictadura por solidaridades trasnochadas de izquierda indeseables para Colombia y Venezuela”, a lo que Petro “con decir bla, bla, bla como argumento, no responde a mi posición, solo cierra el debate sin argumentos”.

Aunque este fue un debate sin mayores conclusiones, deja en claro que en las campañas no importarán solo los temas coyunturales del país, como la corrupción y la paz, sino que los candidatos dirigirán constantemente la mirada hacia Venezuela para hacer política.

FUENTE: http://www.elespectador.com