miércoles, 8 de noviembre de 2017

(Argentina) Macri en Nueva York: A Nisman lo mataron y necesitamos saber quién lo hizo

El presidente Mauricio Macri afirmó el martes que al conocido fiscal argentino Alberto Nisman “lo mataron” en enero de 2015, y que el esclarecimiento del caso es vital para Argentina.

La declaración del mandatario durante un almuerzo del Consejo de las Américas en Nueva York va en sintonía con un reciente informe de peritos de la policía de fronteras, según el cual el fiscal federal fue sometido por dos personas en su departamento, drogado y luego asesinado por uno de ellos de un disparo en la cabeza.

“Lo mataron. Y necesitamos saber quién lo hizo”, dijo Macri, según un audio de la traducción simultánea del inglés al español de las palabras del presidente.

La oficina del presidente no había divulgado el audio original en inglés, pero el vocero del mandatario, Iván Pavlovsky, dijo a The Associated Press que la traducción al español correspondía a lo que Macri dijo.

Peritajes anteriores habían señalado que Nisman se suicidó, sin embargo, la justicia aún no dictamina en definitiva cómo murió el fiscal.

Nisman, a cargo de investigar el atentado terrorista de 1994 contra un centro judío en Buenos Aires, fue hallado muerto el 18 de enero de 2015 en su baño. Su muerte ocurrió cuatro días después de denunciar a la entonces presidenta Cristina Fernández de encubrir a los iraníes acusados del ataque que dejó 85 muertos.

El informe de Gendarmería __fuerza federal que depende del gobierno__ fue solicitado por el fiscal Jorge Taiano, a cargo de la investigación, quien deberá compararlo con otros peritajes que lo contradicen antes de inclinarse sobre alguna de las tres hipótesis posibles: asesinato, suicidio voluntario o suicidio inducido.

Expertos del prestigioso Cuerpo Médico Forense, dependiente de la Corte Suprema, concluyeron en 2015 que no había elementos para sostener que la muerte de Nisman fuera un asesinato.

Macri, quien nunca aceptó la teoría del suicidio, aseveró que “estamos apoyando a la justicia, poniendo a su disposición todos los recursos que necesitan”.

Nisman había denunciado que un acuerdo firmado por la exmandataria y el gobierno de Irán, con la excusa de conformar una comisión independiente para esclarecer el atentado contra la sede de Asociación Mutual Israelita Argentina (AMIA), en realidad se proponía garantizar impunidad a los iraníes involucrados a cambio de beneficios comerciales para el país sudamericano. Fernández ha negado las acusaciones.

Para el actual presidente, el esclarecimiento de la muerte de Nisman es vital porque “tiene que ver también con aportar claridad a nuestro futuro... necesitamos la verdad en todos los aspectos en Argentina. Yo le he prometido a la gente de mi país que siempre les voy a decir la verdad”.

FUENTE: Con información de AP - http://www.panorama.com.ve