miércoles, 15 de noviembre de 2017

(España) Relevo en el consejo de Prisa tras el rescate de Telefónica, HSBC, Caixabank y Santander

Golpe de efecto en la cúpula de Prisa. Además del relevo en la presidencia, la junta extraordinaria de accionistas que se celebra este miércoles aprobará una reestructuración integral del consejo de administración y tramitará la formulación de un nuevo código de buen gobierno. De esta manera, salen del grupo los consejeros independientes (hasta siete) que sostenían a Juan Luis Cebrián y entra otro bloque de cinco nuevos vocales alineado con el núcleo duro que garantiza la ampliación de capital.
Las nuevas caras que representan el cambio de poder en el consejo de Prisa tienen como protagonistas a los españoles Javier Gómez Navarro (exministro de Turismo y Comercio con el PSOE), Javier Monzón (consejero Santander España) y Javier de Jaime (socio del fondo de capital riesgo CVC), además del mexicano Francisco Gil (expresidente de Telefónica México) y de la brasileña Sonia Dulá (vicepresidenta de Bank of America Merrill Lynch para América Latina).

De esta manera, Telefónica, HSBC, Santander y CaixaBank afrontan un punto y aparte en su historia reciente como accionistas de Prisa. A partir de ahora, el máximo órgano de poder representará de manera más fiel al núcleo duro de accionistas, que controla algo más del 30% del capital. El otro cambio destacado afecta a la presidencia, que ocupará sin poderes ejecutivos, Manuel Polanco, hijo del fundador Jesús Polanco y vinculado a la gerencia del grupo durante los últimos 25 años, como ha confirmado Cebrián al término del consejo.
Las tareas ejecutivas seguirán bajo responsabilidad del consejero delegado Manuel Mirat, aupado al cargo en junio de 2017, que rendirá cuentas a un nuevo consejo de administración, una condición sine qua non para se apruebe en la junta extraordinaria la ampliación de capital. Con este requisito cumplido, cesan como consejeros (todos independientes) Gregorio Marañón, José Luis Leal, Alain Minc, Elena Pisonero, John Paton, Alfonso Ruiz de Assin y Dominique D’Hannin.
Tras este movimiento de entradas y salidas, el máximo órgano de gobierno estará compuesto por 14 miembros (en lugar de 16), aunque los cambios no podrán ser ratificados en la junta extraordinaria de este miércoles por no estar incluido en el orden del día, por lo que tendrán que ser ratificados en una junta posterior. En esta cita se procederá a la ampliación de capital de 450 millones de euros (más canje de otros 100 de deuda) para garantizar la viabilidad de la compañía.
Esta operación pone fin al pulso por el poder librado durante los últimos meses entre una parte del consejo de administración, con Cebrián a la cabeza, y los distintos bloques accionariales, con Santander, HSBC, Telefónica y CaixaBank en un lado y del otro fondo de inversión Amber Capital (apoyado por César Alierta). Y por el camino, además de la ampliación de capital y la venta frustrada de activos (Media Capital y Santillana), varios presidenciables expuestos (Javier Monzón, Jaime Carvajal y Cristina Garmendia) y más de una visita a La Moncloa.

FUENTE: Con información de C. H. - https://www.elconfidencial.com - (PULSE AQUÍ)