martes, 7 de noviembre de 2017

(Panamá) Gustavo Pérez aplica a conversión de pena

La detención del exdirector de la Policía Gustavo Pérez ha demostrado que se trata de un pase de factura relacionado directamente con el poder que ejerce el Órgano Ejecutivo sobre los estamentos encargados de impartir justicia en Panamá.

De esta forma han reaccionado familiares del exjefe de la Policía y conocedores de derecho, quienes condenan el atraso que existe para su liberación, puesto que ya tiene opción de una conversión de pena.

La abogada Gilma de León, quien anteriormente participó como contraparte en el proceso contra Pérez, sostiene que hay varios casos en su contra que ameritan un análisis profundo, aunque sí sería candidato para la conversión de la pena de prisión por la de días multa.

Afirma que, a pesar de no conocer el expediente del caso o el recurso que ha fallado la Corte, sí considera que "en Panamá la justicia es selectiva y se ha perdido el principio de seguridad jurídica, donde las decisiones del Órgano Judicial son de acuerdo al nivel económico o el perfil político de los investigados y no según el delito cometido".

"La promesa de que se hará justicia, caiga quien caiga, es demagógica, meramente declarativa y un irrespeto a la inteligencia de la comunidad", lamentó la jurista.

La abogada evaluó que, en la actualidad, los jueces podrían estar aplicando el principio de condena por de posesión de armas, y por la que se le dictó una condena de cinco años de prisión.

"Cuando una persona ya tiene una condena, no debe recibir la medida de casa por cárcel por ya tener un precedente de criminalidad y estar en prisión", instruyó.

Pérez ha sido vinculado con la compra de una máquina utilizada para la interceptación de comunicaciones.

A juicio del exsecretario de Comunicación del Estado Luis Eduardo Camacho, el caso de Gustavo Pérez es un claro indicativo de lo que han tenido que vivir los hombres y mujeres de confianza que tuvo en su momento el expresidente Ricardo Martinelli.

Camacho señala que "al igual que otros -exfuncionarios-, su pecado es haber trabajado hasta el final con un presidente que destituyó a Juan Carlos Varela y que hizo un gobierno de progreso económico y bienestar social".

Añadió que uno de los hallazgos del hoy detenido en la cárcel El Renacer sería que "dejó en evidencia el poder económico miserable que solo le interesa el sonar de sus cajas registradoras".

Camacho afirma que ya a Gustavo Pérez le concedieron medidas cautelares distintas a la detención en los otros casos pendientes y, por lo tanto, procede su salida.

Sin embargo, detrás de la inacción de los jueces a cargo existe un claro contraste entre lo que consideran los jefes del Ministerio Público que han apelado a decisiones de la Corte Suprema Judicial (CSJ) y lo actuado por la Sala Segunda de lo Penal, que dictó un cambio a la medida de detención por impedimento de salida del país.

Claman por libertad
Al margen de esto, familiares del también exsecretario de Seguridad han exigido su liberación y creen que ha sido sometido a una encarcelación injusta.

La madre del exfuncionario, Gerta de la Ossa, reclamó en su momento la libertad de su hijo por los reiterados retrasos en los casos por los que se le investiga y cuyas audiencias han sido suspendidas.

"Esto es injusto y lo deben saber los jueces; no jueguen con la salud", indicó la madre del detenido, que calificó de inexplicable la situación que está viviendo su descendiente.

El exfuncionario permanece detenido en la cárcel El Renacer desde hace dos años y diez meses condenado a 5 años y 4 meses por posesión ilegal de armas.

También para hoy, el equipo legal de Gustavo Pérez ha anunciado una conferencia de prensa en la que explicará detalles del caso por el cual se le mantiene detenido, pese a la decisión avalada por los magistrados José Ayú Prado, Harry Díaz y el magistrado suplente Luis Mario Carrasco.

Pérez advirtió que hay elementos cercanos al poder detrás de su caso

Las decisiones de Gustavo Pérez le han costado la molestia de algunos líderes en las administraciones pasadas, incluso han motivado la censura de figuras como el presidente Juan Carlos Varela.

En el 2012, cuando Pérez se opuso a la creación de una oficina única de asuntos internos en la Fuerza Pública que había avalado el Consejo de Gabinete para hacerse efectivo mediante un proyecto de ley, este recibió señalamientos de parte del vicepresidente, pero hoy presidente de la República, Juan Carlos Varela.

Varela se refirió al exdirector señalando que era “lamentable que el director de la Policía Nacional haya pasado por encima de José Raúl Mulino y del presidente”.

Pese a sus diferencias, en su última carta al país, Gustavo Pérez se refirió directamente al presidente Varela y le aclaró que no solo “¡Soy Inocente!”, sino también que existen elementos cercanos a él que lo estarían engañando, y ahora dirigen los asuntos de seguridad del país.

FUENTE: Con información de Jason Morales Valdés - http://panamaamerica.com.pa - (PULSE AQUÍ)