miércoles, 27 de diciembre de 2017

La arquitectura de Odebrecht para el pago de coimas

En 2016, la Agencia Tributaria española le solicitó a Rodrigo Durán Tacla, abogado externo contratado por la constructora Odebrecht en 2009, que justificara las transferencias de sus cuentas en Gvtel Corp.

El abogado se dedicaba al negocio de las comunicaciones, pero al mismo tiempo, la empresa sirvió a Odebrecht como canal para enviar sobornos a políticos en cualquier parte del mundo.

Ante la petición de la Agencia Tributaria española, Durán Tacla consultó a Luiz Eduardo Rocha Soares, director del área internacional de la constructora, para saber qué responderle. Rocha Soares era otro de los cerebros de Odebrecht que conceptualizó el modelo de negocio de implantación de un sistema de coimas a través de una caja negra.

En sus declaraciones a la Fiscalía Especial contra la Corrupción y la Criminalidad Organizada de Madrid, a las que tuvo acceso La Estrella de Panamá , Durán Tacla contó que Rocha Soares le respondió que hiciera ‘unos pagos para compensaciones en efectivo para Bento Pedroso y FCC'.

La primera es una empresa de construcción brasileña y la segunda, una de origen español que ha construido varios proyectos con Odebrecht en Panamá.

En un breve comunicado, FCC aclaró que es ‘absolutamente falso lo que se ha dado a conocer a través de algunos medios de comunicación y que se intenta vincular a la empresa con el pago de coimas'. FCC añadió que la empresa cuenta con una estructura administrativa y un código de ética que establecen parámetros que rigen la contratación de obras a nivel nacional e internacional y que prohíben tajantemente prácticas de este tipo.

En España, las autoridades investigan la implicación de compañías de ese país que pudieron haber sido utilizadas por Odebrecht para pagar comisiones y adjudicarse, junto a la brasileña, grandes infraestructuras en Ecuador y Panamá.

En el mismo correo electrónico, Rocha le indicó a Durán Tacla que lo vería pronto personalmente en Madrid para explicarle más sobre la transacción.

ESTRATEGIA EN LAS COIMAS

Según se lee en el papel, Durán Tacla, se reunió en el hotel Intercontinental con Rocha para hablar del asunto. Ahí le entregó otro documento y le explicó que ‘esas transferencias eran para compensar entregas en efectivo en España para pagar coimas'. En esas reuniones, según el abogado, se habló de cómo justificar los dineros ante la agencia tributaria y ‘de las compensaciones que harían con el pago en efectivo del entonces presidente Ricardo Martinelli', explicó.

Gvtel enviaba dinero mediante transferencias a China o Hong Kong; a cambio, los chinos le daban el dinero en efectivo en España o donde quisiera Odebrecht. La justificación de esas transferencias se hacía con facturas falsas. Esa fue la documentación que Durán Tacla entregó posteriormente a la agencia tributaria de España.

La constructora sabía dividir las tareas; tenían abogados que trabajaban para la brasileña, abrían sociedades offshore y usaban testaferros a quienes les pagaban por sus ‘‘servicios”. Estas empresas pantalla les permitían hacerse de contratos, joint ventures y justificar más adelante las transferencias.

Las sociedades Mengil Internacional y Pachira Limited son empresas offshore de Odebrecht creadas con fondos de la constructora anteriores a 2014. Estas dos empresas, según Durán Tacla, son de la familia Martinelli y tenían como propósito cobrar coimas. Las registraron a nombre de terceras personas sin que éstas estuvieran enteradas del verdadero uso de las sociedades anónimas.

Como ha publicado anteriormente La Estrella de Panamá , Gabriel Alvarado Far aparece como beneficiario de la empresa Mengil, con la cual se realizaría un supuesto negocio de transporte de combustible para barcos en el que le invitó a participar Ricardo Martinelli Linares en 2013, hijo del entonces presidente. Esta sociedad abrió una cuenta en Andorra con un saldo de $6.7 millones. La empresa, según Banca Privada de Andorra, fue referida por otro de sus clientes, Aeon Group, una sociedad anónima controlada por Odebrecht que proveyó los fondos para Mengil. La documentación del expediente refleja que el supuesto negocio entre Aeon Group y Mengil nunca se concretó.

En Madrid hubo varias reuniones de los directivos de Odebrecht porque en Brasil ya corrían investigaciones en su contra. En una de estas reuniones, en septiembre de 2015 en el hotel Intercontinental de esa ciudad, se reunieron Vinicuos Vega, Marco Pereira, Paolo Soares, Luiz Eduardo Rocha, Fernando Migliaccio y Luis Augusto Franca (testaferro de Odebrecht en Meinl Bank). Allí, los cerebros de los pagos de coimas de la constructora hablaron de dos cosas: sobre el cobro de los testaferros del banco que cobraban de la brasileña un pago mensual por el mantenimiento de la cuenta desde 2014. En aquel momento se había autorizado un pago mensual de $350 mil. El segundo tema era cómo pagar el soborno al presidente de Antigua.

ACTAS DE CUMPLIMIENTO

En 2013, Durán Tacla viajó a Panamá para conocer al director de la empresa en el istmo, André Rabello, a quien ayudó a juntar dinero para presentar la oferta de Odebrecht al gobierno de Martinelli que licitaba la hidroeléctrica Changuinola II.

En ese sentido, Durán Tacla admite que le asesoró legalmente, pero no sospechó ningún comportamiento de corrupción o blanqueo. Su único contacto con el banco privado de Andorra, Banco Madrid y PKB Suizo, fueron unas presentaciones con las personas que llevaban los intereses de Odebrecht en estas entidades. En marzo de 2014 se encontraba en Lugano con la banca PKB acompañado de Luiz Soares, quien llevaba el tema de los bancos. Estando juntos se conoció que el director de Petrobras, Pablo Costa, había sido detenido. En ese momento, la actitud de Odebrecht fue intentar defenderse y ocultar la información en las operaciones bancarias internacionales. Tenían que cuadrar los datos para disminuir el riesgo de que pudiera iniciarse una investigación.

Durán Tacla empezó a trabajar con los bancos BPA y PKB para recopilar la información de las actas de cumplimiento relacionadas a la empresa. Aunque no participó en las reuniones de directivos entre el banco y la constructora, Durán Tacla tuvo acceso íntegro a las actas de cumplimiento de los órganos de BPA, que guarda en copias en papel con datos de 2007-2013.

RELACIONES CON PEP

Cuando leyó las actas de cumplimiento, Durán Tacla se percató de que habían operaciones con PEP con cuentas en los dos bancos. La relación entre las PEP y Odebrecht quedaba muy clara, además de la identificación de las PEP, los importes que se habían abonado en las cuentas, los testaferros que utilizaron en cada caso. En ese momento, la preocupación de Soares era conciliar esas operaciones entre la constructora y la PEP con algún tipo de justificación sin causar alarma.

Se concretaron tres o cuatro reuniones con el BPA en Barcelona, entre marzo y diciembre de 2014. El director del BPA que acudió a los encuentros fue Andrés Sanguinetti, hermano del expresidente de Uruguay Julio María Sanguinetti. Andrés Sanguinetti era el director del BPA en Uruguay, que luego prestó su nombre a Odebrecht.

En Panamá hubo otra reunión a finales de 2013 o principios de 2014, en la que Durán Tacla intervino para presentar a Sanguinetti a André Rabello, responsable de la oficina en Panamá.

A mediados de 2014, se dio cuenta de que los pagos de la constructora a las PEP podían ser sospechosas, blanqueo, cohecho o coimas. Se hacían por medio de instrucción de la constructora al banco intentando justificar unos pagos. Algunas veces, el comité del banco no aceptaba la operación y daba instrucciones a Odebrecht de cómo hacerlo. Luego, en un segundo intento, lo aceptaban.

Soares había ordenado a Sanguinetti que entregara a Durán Tacla las actas de cumplimiento, encomendado de revisar las operaciones con las PEP. Hoy son su mejor arma de defensa y colaboración ante las autoridades españolas en el caso que se le sigue por blanqueo de capitales y cohecho. Hasta ahora, gracias a su colaboración no ha sido extraditado a Brasil, país que lo requiere por blanqueo y asociación para delinquir.

A principios de 2013, cuenta Durán Tacla, ‘hubo un problema con una consulta de la Fiscalía de Panamá a la entidad de Andorra, el BPA, sobre un PEP de Panamá, el exministro de Ricardo Martinelli de origen griego, Jimmy Papadimitriu'.

La fiscalía brasileña denuncia que Durán Tacla ha retirado fondos en efectivo de sus cuentas corrientes para devolver importes en efectivo a Odebrecht y otras empresas, y facilitarles así dinero negro para los fines que ellos quisieran.

Añade que conoció de una reunión en São Paulo en 2015 en la que le dieron una planilla que contenía datos de fecha, importes, sociedad origen de pago, sociedad de destino y motivo. En esta planilla vio dos o tres anotaciones en las que el motivo era el Metro de Panamá y los pagos eran a João Santana y su esposa Mónica Moura, para hacer la campaña de José Domingo Arias, alias ‘Mimito' en las elecciones de 2014.

TRAMA DE LAS COIMAS

Cómo la constructora brasileña Odebrecht pagaba las coimas a políticos

1. Contratos falsos que respaldaban con facturas inexistentes.

2. Transferencias bancarias que pasaban por cuentas bancarias españolas para hacer compensaciones de dinero que se entregaba en efectivo en cualquier parte del mundo, y luego era compensado a través de cuentas en España o Suiza.

3. Cuentas bancarias fuera del consorcio a nombre de testaferros.

4. Mediante transferencias a China o Hong Kong, y a cambio los chinos le daban el dinero en Efectivo en España, o donde quisiera la constructora Odebrecht. Esas transferencias se justificaban mediante facturas falsas.

FUENTE: Con información de Adelita Coriat - http://laestrella.com.pa
 

LO + Leído...