viernes, 15 de diciembre de 2017

(Panamá) Elección de magistrados acentuaría la impunidad

Sin mucha esperanza de que sean designadas juristas independientes al Gobierno y los partidos políticos como magistrados de la Corte Suprema, dirigentes de la sociedad civil esperan hoy el anuncio del presidente Juan Carlos Varela, una vez termine en la tarde el Consejo de Gabinete.

Hasta el momento, los nombres que se han mencionado para ocupar estos puestos en la Corte Suprema de Justicia (CSJ), como posibles magistrados, tienen algún vínculo con el gobierno de turno.

Destacan la actual procuradora general de la nación, Kenia Isolda Porcell, y la fiscal especializada anticorrupción, Zuleyka Moore.

Recientemente, el Colegio Nacional de Abogados emitió una lista con sus 21 miembros aspirantes a ocupar los cargos disponibles como magistrados de la Corte Suprema, entre los que destacan Rubén Elías Rodríguez, expresidente del gremio; la exmagistrada María Eugenia López Arias y el exdirector de la extinta Policía Técnica Judicial (PTJ), Jaime Abad.

Para el abogado Silvio Guerra, a la sociedad panameña se le ha venido vendiendo el falso paradigma de que cada vez que un presidente tiene que designar a un magistrado para la Corte, con el nombramiento que este hará se cambiará la crítica situación de la justicia en Panamá.

Sin embargo, Guerra destacó que ese es un paradigma falsario, ya que el problema no está en quién sea el o la designada, sino que el problema radica en un Órgano Judicial que durante años ha venido plagado de una multitud de críticas, todas ellas muy razonadas y fundamentadas.

"Lo que sí acreditará si es que hoy se dan a conocer los ungidos del Ejecutivo, es que el actual gobierno tendrá una mayoría absoluta de magistrados en el pleno de la Corte, triste realidad, triste pesadilla la del pueblo panameño que cada presidente quiere hacerse de una Corte que le complazca", indicó Guerra.

El jurista declaró a Panamá América que no es cierto que la situación de la justicia en este país pueda acreditar transparencia, verticalidad y, sobre todo, moralidad.

En desacuerdo
En cuanto a la posibilidad de que Zuleyka Moore o Kenia Porcell sean designadas en la Corte, Guerra añadió que ningún presidente debe nombrar a un fiscal o un procurador, por la sencilla razón de que se pierde el sentido de la transparencia en la administración de justicia.

Guerra destacó que él es del convencimiento de que ningún amigo de quien dirige las riendas del país debería ser nombrado en el puesto de magistrado.

"Ojalá que aquí en Panamá el día que se quiera nombrar a magistrados reales, verdaderos, sea el pueblo el que los elija, acreditando esto que quieren ser magistrados, hombres apegados al derecho", señaló el abogado.

Por su parte, el politólogo Richard Morales manifestó que las expectativas están puestas en que el presidente de la República escoja como nuevos magistrados a personas en las que él puede confiar, para proteger sus intereses personales.

Morales destacó que en estos momentos el control del poder judicial es decisivo a la hora de asegurar la impunidad política.

"El presidente sabe que saliendo del poder va a ser fundamental para él lograr magistrados que le mantengan el apoyo, por lo que probablemente vamos a ver nuevos magistrados con algún nivel de cercanía al mandatario y de su círculo de poder inmediato", manifestó el politólogo.

Por anterior, Morales manifestó que con estos nuevos nombramientos vamos a seguir viendo una continuidad de los pactos de complicidad e impunidad entre el Órgano Ejecutivo y el Judicial.

En tanto, Juan Carlos Araúz, expresidente del Colegio Nacional de Abogados (CNA), manifestó que espera que el mandatario Varela escoja a personas que tengan compromiso con la justicia.

A destacar

Reemplazos: Los nuevos magistrados que designará el presidente Juan Carlos Varela reemplazarían a Jerónimo Mejía, de la Sala Segunda de lo Penal, y Oydén Ortega, de la Sala Primera Civil. También debe escoger al reemplazo del magistrado de la Sala Tercera de lo Contencioso Administrativo, Abel Zamorano, quien reemplazó a Alejandro Moncada Luna en forma interina.

Intereses: Expertos han señalado que en la designación de los nuevos magistrados de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) va a prevalecer los intereses “policiacos y partidistas”, esto, a pesar de que en Panamá hay personas muy capacitadas para estos cargos.

No habrá cambios: Abogados han señalado que con los nuevos nombramientos no se puede vislumbrar un cambio para el Órgano Judicial porque el modelo de selección de magistrados está dañado y no se hace nada para mejorarlo.

Cifras

10 son los años que un magistrado dura en la Corte Suprema de Justicia.

9 magistrados cuenta el pleno de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) panameña.

FUENTE: Con información de Luis Miguel Avila - http://panamaamerica.com.pa
 

LO + Leído...