viernes, 9 de marzo de 2018

(España) Las niñas ya beben y fuman más que sus compañeros

La encuesta anual del Plan Nacional sobre Drogas —que se ha presentado hoy en el marco de unas jornadas en Toledo de la asociación Alcohol y Sociedad— muestra dos tendencias muy claras. Una, un leve aumento en el consumo de algunas drogas ilegales, cosa que no sucedía desde 2004, cuando el consumo de estas sustancias entre los chicos de 14 a 18 años fue más alto; la otra,que las chicas superan en consumo de alcohol y tabaco a los chicos. En el segundo caso no es que cada vez haya más, que así es, sino que en términos absolutos hay más niñas que de manera habitual fuman o beben que niños.

Además, tanto en lo que se refiere al alcohol como al tabaco o el cannabis, las cifras han aumentado significativamente desde 2014. Con respecto al alcohol, aunque hay un ligerísimo aumento en la edad de comienzo del consumo (el año pasado fue de 13,9 años y este, de 14), se han contabilizado 323.500 menores que se han iniciado en el consumo de estas bebidas, frente a los 286.000 que se estrenaron en este aspecto en 2014. La cifra total de niños que han consumido alcohol en los últimos 12 meses es de 1.160.200, récord absoluto de cualquier sustancia. El botellón, aunque estabilizado, sigue siendo el rey del entretenimiento en la adolescencia. De hecho, entre 2016 y 2017, un 75,6% de los estudiantes de instituto dice haber probado el alcohol, frente al 34,7% que dice lo mismo sobre el tabaco, el 26,3% sobre el cannabis o el 2,5% sobre la cocaína, o el exiguo y marginal 0,6% sobre la heroína.

¿Y qué es lo que beben? Pues según las respuestas de los chicos consultados, en los últimos 30 días, un 55,2% había tomado "combinados o cubatas", mientras que un 39,3% se había decantado por la cerveza y solo un 21% por el vino (no se especifica si mezclado con otras cosas, como el célebre calimocho, o sin mezclar). Las bebidas las obtienen sin ninguna dificultad, según su propia percepción, en un 93% de los casos (aunque cada día, según los chavales, lo ven más complicado de conseguir). Y el lugar para hacerse con ellas son los bares (64,8%), los 'chinos' (63,4%), los supermercados (58,8%) o las discotecas (50,1%).

En teoría, en ninguno de esos lugares está permitido vender o servir alcohol a los menores de edad. El 52,9% asegura que está bien tomar una o dos cañas diariamente y el 56,1%, que lo está tomar cinco o seis los fines de semana. Las niñas son más bebedoras y suponen el 53% de los consumidores adolescentes. Otro dato elocuente con respecto al alcohol es que casi el 50% de los padres, según los niños, es permisivo con este consumo.

Tabaco y hachís, casi iguales
En cuanto al tabaco, también se aprecia un aumento considerable de nuevos consumidores con respecto a 2014, pues si en aquel año se iniciaban en esta adicción 137.200 chavales, en 2016 la cifra ha aumentado hasta 184.000, un crecimiento muy significativo. En el último año, 534.900 muchachos recordaban haber fumado alguna vez. Y en esta ocasión, de nuevo, eran las chicas las más fumadoras, con un 53% del total frente al 47% de los chicos. Las cifras de mayor consumo de tabaco entre las mujeres son una constante en las últimas décadas y en el caso de las niñas ya superan al de los varones.

Sin embargo, en el cannabis todavía son los chicos los que se aficionan a su consumo de manera mayoritaria. En este caso llama mucho la atención que las cifras son extremadamente similares a las de los consumidores de tabaco. Así, mientras en 2014 empezaron 146.300 menores a consumir cannabis, en 2016 la cifra subió hasta los 170.000, casi la misma que la de nuevos fumadores de tabaco. En total, durante 2016, se fumaron un porro alguna vez hasta 398.600 chicos. En este caso, los varones siguen siendo mayoría, aunque de manera muy exigua: un 52% frente al 48% de niñas.

Las demás drogas muestran unos porcentajes de consumo casi insignificantes. Sin embargo, retrocediendo unos tres lustros, esos dígitos eran mucho mayores. Así, solo un 1% de los encuestados dice haber probado la heroína, un 2,6% el éxtasis y un 3,2% la cocaína. Esas cifras responden a la pregunta de si las habían probado "alguna vez en la vida". Esas mismas drogas alcanzaban a principios del siglo XXI porcentajes cercanos al 10% sobre la misma cuestión. Un aspecto que quizá tenga que ver con la creciente opinión de los estudiantes de instituto de que no es buena idea la legalización de las drogas, tesis que solo apoya el 38% de los encuestados, aunque en el caso del cannabis se eleva hasta el 55,1%, frente al 59,9% que pensaba lo mismo en 2014.

FUENTE: DANIEL BORASTEROS - https://www.elconfidencial.com - (PULSE AQUÍ)
 

LO + Leído...