lunes, 4 de junio de 2018

(Panamá) Varela pedirá a la Asamblea una dispensa de $300 millones

La disminución en el crecimiento económico del país obligará al Órgano Ejecutivo a solicitar una dispensa fiscal a la Asamblea Nacional, una vez se dé inicio al quinto periodo ordinario de sesiones, el primero de julio próximo.
El presidente de la República, Juan Carlos Varela, anunció que pedirá a la Asamblea una dispensa fiscal para elevar el déficit en 1% y que, de acuerdo con la Ley de Responsabilidad Social Fiscal, no debe ser superior al 0.5% del producto interno bruto (PIB).

Esa dispensa, explicó el mandatario, sería para poder inyectar al menos $300 millones a proyectos nuevos de construcción y de esta forma mantener el nivel de crecimiento y ejecución de obras para no perder cerca de 20 mil empleos en la transición entre el actual gobierno y la próxima administración gubernamental.

El anuncio del gobernante se dio luego de que se conociera que el Fondo Monetario Internacional (FMI) comunicara que producto de la reciente huelga de la construcción se reducía las expectativas de crecimiento económico del país en 1%.

‘Ese fue el costo de la huelga de la construcción, una huelga totalmente innecesaria de treinta días, son cosas que deben debatirse más', sostuvo el presidente Varela.

El proyecto de ley con el que se solicitaría esta dispensa llegaría a la Asamblea en medio de una pugna política entre el oficialista Partido Panameñista y la actual mayoría legislativa conformada por el Partido Revolucionario Democrático (PRD) y Cambio Democrático (CD) y justamente en medio del año electoral.

Varela sostuvo que producto de la huelga se calcula una pérdida de $250 millones, lo que, asegura se puede recuperar trabajando fines de semana o las 24 horas en algunos proyectos. ‘Hay que hacer el mejor esfuerzo para poder recuperar ese mes que estuvo parada la construcción del país, que representa casi un 20% de la economía', dijo.

VARELA PIDE AVANZAR CON EL CUARTO PUENTE

El presidente dijo estar preocupado en reactivar nuevos proyectos de construcción porque al concluir las obras del actual gobierno en el primer semestre de 2019, como la Línea 2 del Metro, la ampliación del Aeropuerto de Tocumen, Renovación Urbana de Colón y Techos de Esperanza, entre otros, más de 20 mil empleos se perderán .

En tal sentido, el mandatario pidió al ministro de Obras Públicas, Ramón Arosemena, que avance con el cuarto puente sobre el Canal y con la Línea 3 del Metro, entre otras obras.

El MEF dispuso de $100 millones que originalmente eran del presupuesto para financiar el inicio de la construcción del cuarto puente, para hacer traslados de partidas a otros proyectos debido a que aún no se ha adjudicado esta megaobra.

‘Lo más importante para nosotros es poder avanzar con los proyectos y vamos a estar pidiendo a la Asamblea una dispensa fiscal de no tener que bajar al 0.5% sino dejar el déficit en 1% para poder inyectar esos $300 millones a proyectos nuevos y de esta forma mantener el nivel de crecimiento y ejecución de obras para así no perder esos 20 mil empleos en la transición ente un gobierno y el otro', destacó Varela.

‘PRESUPUESTO INFLADO'

Para el secretario general del PRD, Pedro Miguel González, el gobierno ha tenido un manejo ‘irresponsable' de las finanzas públicas.

Precisó que por un lado el Gobierno mantuvo las mismas normas que utilizó la pasada administración para hacer las contrataciones del Estado durante cuatro años y además de eso hicieron un cálculo del presupuesto 2018 muy por encima de lo que la realidad económica del país demostraba ya desde el año pasado y ahora está teniendo problemas con los ingresos.

‘Presentaron un presupuesto inflado, un presupuesto distinto a lo que la realidad económica del país podía soportar', precisó.

Aunque González considera que la huelga en la construcción tendrá un impacto negativo en el crecimiento, señaló que no es el único sector afectado. ‘El sector comercial y el sector de los servicios han venido deprimiéndose también', dijo.

Expresó que lo de la huelga es la excusa perfecta para hacer lo que van a hacer en Tocumen S.A., con un contrato de Odebrecht en el que pidieron una adenda de $14 millones.

‘Sabemos que son obras con enormes sobreprecios y la huelga es la excusa perfecta para incrementar esos sobreprecios a través de adendas, justo antes del inicio del torneo electoral', indicó.

En torno a la solicitud de la dispensa a la Asamblea, González manifestó que los diputados deben actuar con visión de país.

‘No aprobar una dispensa como la que se pretende, representaría una degradación en la calificación de la economía a futuro, lo que sería mucho más catastrófico para el desarrollo del país', enfatizó.

Manifestó que eventualmente cuando la Asamblea analice cuál es la realidad, como ha ocurrido en el pasado, se tendrá que aprobar esa dispensa.

Para el financista y exprecandidato presidencial Juan Carlos Arosemena, no hay justificación para aumentar el déficit.

‘Sencillamente que el Gobierno empiece a ahorrar un poco en los gastos corrientes. Solamente la planilla está aumentando continuamente. Ha habido una indisciplina fiscal total y han incrementado la deuda pública espectacularmente', indicó.

Arosemena añadió que el Gobierno ha incrementado en casi $8 mil millones la deuda pública, como para que vengan a decir que van a pedir una dispensa. ‘Es inaceptable esa dispensa, que busquen con los ahorros que puedan generar y recoger en el Estado'.

Por su parte, el secretario general del Colegio Nacional de Economistas, Samuel Moreno, coincidió en que la huelga en la construcción y sus efectos directos e indirectos es la principal variable que influyó en la baja de las expectativas de crecimiento económico del país.

Manifestó que si la dispensa que solicitará el gobierno será para culminar una serie de proyectos o para iniciar nuevas obras de construcción sería bueno para la economía porque se evitaría la pérdida de empleos.

FUENTE: Gustavo A. Aparicio O. - http://laestrella.com.pa
 

LO + Leído...