jueves, 20 de diciembre de 2018

(España) El Govern vende como "cumbre" y Moncloa como "reunión" la cita Sánchez-Torra

Los preparativos de la reunión han sido largos y confusos. Los dos gobiernos han pugnado hasta el último minuto para imponer su propio formato del encuentro de este jueves, previo al Consejo de Ministros de este 21-D en Barcelona. La Generalitat siempre apostó por una "cumbre" entre los dos ejecutivos, para proyectar una imagen de bilateralidad. Una estampa que La Moncloa rechazaba enérgicamente porque suponía conferir al Govern un estatus de ejecutivo de otro Estado.

Anoche, no figuraba ni en la agenda del Gobierno ni en la de la Generalitat el encuentro entre Sánchez y Torra. La propia Artadi comparecía este jueves tras la reunión del Consell Executiu e informaba a los periodistas de que no estaban todos los flecos cerrados. La 'consellera' atribuía el retraso de la convocatoria a "complicaciones" con La Moncloa por el formato del encuentro. Después de esa rueda de prensa, el Govern envió los datos de la cita, y algo más tarde lo hizo el Ejecutivo socialista.

Los términos escogidos por los dos gobiernos para informar del despacho eran muy expresivos. La Generalitat avanzó que Torra y Sánchez, por este orden, "encabezarán este jueves la cumbre convocada entre los gobiernos catalán y español" y que la sesión tendría lugar a las 19:00 en el palacio de Pedralbes, en la zona alta de la capital catalana.

Rebaja de las pretensiones
Desde La Moncloa se informó de que el presidente del Gobierno y el jefe del Govern, también por este orden, "mantendrán una reunión esta tarde" en Pedralbes y a las siete. "En paralelo a la reunión entre ambos, la vicepresidenta de Gobierno, Carmen Calvo, y la ministra de Política Territorial, Meritxell Batet, tendrán un encuentro de trabajo con sus interlocutores habituales, el 'vicepresident' de la Generalitat, Pere Aragonès, y la 'consellera' de Presidencia y portavoz, Elsa Artadi". Después de la cita en Pedralbes, Sánchez y Torra coincidirán en la cena organizada por la patronal Foment del Treball, en el hotel Reina Sofía de Barcelona.

La Generalitat planteaba ayer miércoles simplemente una "salutación" de cortesía de los dos presidentes y luego una cumbre con ambos y tres miembros de cada Gabinete. Artadi explicó hoy que finalmente el Govern aceptó la demanda de La Moncloa de que Sánchez y Torra conversaran a solas. Es "normal" que los dos puedan tener "un aparte" en cuanto a que "son homólogos y hay temas que tienen que discutir ellos dos", dijo Artadi, informa EFE.

El Govern quiere hablar del derecho de autodeterminación y de la situación de los presos, mientras que Sánchez desea priorizar las políticas sociales y el debate de los Presupuestos de 2019, que para que salgan adelante necesitan el concurso de los independentistas. Artadi indicó que aunque el Ejecutivo de Torra no se ha encontrado con líneas rojas a la hora de abordar la reunión, tampoco quiere decir que vaya a haber acuerdos. La 'consellera' incidió en que es necesario que se establezca un "mecanismo estable" que permita seguir avanzando en los asuntos pendientes, porque de lo contrario el diálogo se reducirá a "buenas palabras".

FUENTE: Con información de JUANMA ROMERO - https://www.elconfidencial.com
 

LO + Leído...