lunes, 11 de febrero de 2019

(España) Pablo Casado: Salir a la calle para defender al país no es de derechas

"Desde que Sánchez gana la moción de censura hasta hoy resulta evidente que hay un plan de cesiones para intentar comprar los votos secesionistas", dice el líder del PP.
Naufragó la negociación de los Presupuestos. No habrá mesa de partidos ni mediador. ¿Por qué mantienen la concentración contra la política del Gobierno en la Plaza de Colón?
-Porque no ha cambiado nada. Al contrario: hoy hay más argumentos que ayer para ir a Colón porque al de las cesiones permanentes podemos sumarle el de tomar por tontos a los españoles.

- Pero, ¿por qué?

- Que han cedido, que se han entregado a los secesionistas, es un hecho evidente por sí mismo y no hay rueda de prensa de la vicepresidenta ni fotos del presidente que puedan desmentirlo. Pero, además, decir un día una cosa, defenderla al siguiente como si fuera la idea del siglo, y al tercer día, desdecirse filtrando un documento de apaños y eufemismos es propio de un Gobierno como éste: desnortado, sin proyecto y con la única ambición de seguir en sus puestos. Hoy por hoy, este Gobierno es el enemigo público número uno para los intereses de los españoles, para el mantenimiento del orden constitucional y la construcción de un futuro próspero para todos.

- ¿Usted de verdad cree que la unidad de España está en peligro? ¿En qué se ha cedido? Sánchez ha ratificado que no acepta el derecho de autodeterminación.

-No me cabe ninguna duda de que está en peligro. Si se observa la cronología de los hechos, desde que Pedro Sánchez gana la moción de censura hasta hoy resulta evidente que existe un plan de cesiones y claudicaciones por parte del Gobierno para intentar comprar los votos secesionistas que le aseguren su permanencia en Moncloa. Y esas cesiones no son otra cosa que el debilitamiento de la unidad nacional y la disolución del consenso y la convivencia que nacieron de la Transición. En el fondo, Sánchez está llevando el «nos conviene que haya tensión» de Zapatero a otro nivel mucho mayor, mucho más peligroso, degradando las instituciones y la unidad nacional. Porque sabe que cuanto más débiles sean las instituciones, más espacio va a tener para sus pactos secretos, sus componendas y sus ambiciones. Por eso sacó el tema catalán de las instituciones. Por eso se ha negado sistemáticamente el apoyo a los jueces.

- En cualquier caso, da por acabada la Legislatura, ¿no?

- No sé si la Legislatura está acabada, porque no sé si la negociación se ha dado por cerrada. Según la vicepresidenta, no se ha roto lo que ellos llaman diálogo. Si hubiera habido una decisión enérgica del Gobierno en defensa de la unidad de España, el mismo viernes Sánchez habría convocado elecciones o, por lo menos, habría obligado a dimitir a su vicepresidenta.

FUENTE: Con información de Carmen Morodo - https://www.larazon.es
 

LO + Leído...