miércoles, 6 de febrero de 2019

(Panamá) EE.UU. donó equipos a estamentos de seguridad para defender frontera con Colombia

Estados Unidos donó este martes a Panamá un hangar y equipamiento militar valorados en 4,9 millones de dólares, destinados a reforzar la lucha contra el narcotráfico y la trata de personas así como las operaciones para atender emergencias en la frontera con Colombia.
El hangar, cuya construcción tomó cerca de un año a un costo de 2,1 millones de dólares, está en la base del Servicio Nacional Aeronaval (Senan) ubicada en Metití, una comunidad de la provincia de Darién, fronteriza con Colombia, donde se realizó el acto oficial de entrega.

Esta zona fronteriza es utilizada por el crimen trasnacional como corredor para el tráfico de migrantes procedentes de todas partes del mundo y que buscan llegar a Estados Unidos, así como para el trasiego de drogas.


La donación estadounidense incluye camionetas, ambulancias, vehículos todoterreno, tractores, repuestos para lanchas antidroga y dispositivos para visión nocturna y térmica, unos equipos con costo de poco más de 2,8 millones de dólares y que fueron entregados al Servicio Nacional de Fronteras (Senafront) y la Unidad Táctica de Operaciones Antidroga (UTOA), indicó la información oficial.

El ministro de Seguridad Pública, Jonattan Del Rosario, valoró como "muy importante" la donación de Estados Unidos, un país con el que Panamá "colabora estrechamente" en el combate a la lacra de la droga y el tráfico de seres humanos.

Estados Unidos "ha reconocido el gran aporte que realiza Panamá a la seguridad no solo del país sino de la región", y la donación "se complementa con lo que venimos haciendo con presupuesto panameño" en el marco de una estrategia que busca "construir capacidad" para actuar "desde la base de operaciones interagenciales", añadió el ministro de Seguridad.

Del Rosario recalcó que "la producción de drogas y el narcotráfico al sur de continente sigue aumentado", lo que supone un reto para Panamá, que ha sabido gestionar la situación al punto de convertirse en el cuarto país del mundo con más droga incautada, explicó.

"Estamos trabajando muy de cerca con el Gobierno de Estados Unidos, con otros países vecinos, amigos, en la lucha contra el crimen trasnacional, pero siempre necesitaremos de la colaboración activa de los ciudadanos" para "identificar las redes y desmantelarlas", destacó el ministro panameño.

Recalcó además que "el 50 % de los homicidios dolosos" registrado en Panamá en el 2018 "estuvieron directamente relacionados con el narcotráfico, y este año la tendencia es muy similar".

Por su parte, la embajadora interina de Estados Unidos en Panamá, Roxanne Cabral, dijo que la donación estaba planificada desde hacía un año y que es una demostración más del "compromiso constante" de su país con la lucha panameña antinarcóticos y contra la trata de personas.

El director general del Senan, Gilberto Méndez, dijo que con el hangar en Metetí se podrán realizar trabajos de mantenimiento a las aeronaves sin la necesidad de llevarlas a la capital panameña, y se tendrá "un helicóptero más presto para el apoyo al Senafront y las operaciones de seguridad propias".

El subdirector del Senafront, Oriel Ortega, remarcó que equipos como los "visores de cuarta generación van a ayudar a proyectar más las capacidades en las operaciones nocturnas de interdicción de drogas".

FUENTE: Con información de https://panamaamerica.com.pa
 

LO + Leído...