lunes, 8 de abril de 2019

(Andorra) Demócratas ganan las elecciones pero sin mayoría absoluta

El partido de centro derecha Demócratas por Andorra, en el poder desde hace ocho años en el principado, ganó las elecciones parlamentarias del domingo pero ya no dispone de mayoría absoluta, y deberá ahora negociar alianzas para gobernar.
De las 28 bancas del Parlamento de este pequeño principado en los Pirineos, el partido de centro derecha del jefe de gobierno Antoni Martí obtuvo 11, siendo que en las elecciones de 2015 había capturado 15 asientos.

En este escenario el exministro de Interior Xavier Espot, que ahora lidera a los Demócratas, podría convertirse en el nuevo jefe del gobierno, aunque para ello aún deberá montar alianzas para conseguir una mayoría.

En sus primeras declaraciones después de las elecciones, Espot estimó que será "difícil que haya una mayoría que no incluya" a los Demócratas por Andorra, de acuerdo con Swiss info.

El partido Social Demócrata es la segunda fuerza, con 5 bancas.

La alianza entre socialistas y liberales, el "Acuerdo", que esperaba reunir fuerzas para disputar el poder, apenas logró cuatro bancas.

En tanto, el nuevo partido Tercera Vía capturó los cuatro asientos restantes.

"El mensaje es claro: el país precisa de estabilidad, y ahora, a la luz de los resultados, es el momento de sentarse y negociar", dijo a la prensa el líder de Tercera Vía, José Pintat.

- Contexto difícil -

La elección se lleva a cabo en un contexto de malestar social. El micro estado conocido por el comercio sin gravámenes y su turismo de invierno ha sido escenario de tres manifestaciones desde marzo de 2018, algo que no había ocurrido en 85 años.

Los manifestantes protestaron contra la reforma de la administración pública, el empeoramiento de la situación social y el alto coste de los bienes inmobiliarios.

El gobierno saliente de Martí finalmente cedió en enero, decretando en particular un aumento del salario mínimo.

Otro tema clave de esta elección es el aborto, que está actualmente totalmente prohibido incluso en caso de violación o peligro para la salud.

Otro tema de intensa discusión es el resultado de las reformas en el sistema bancario.

La Banca Privada d'Andorra (BPA), cuarto mayor banco del país, fue acusada en 2015 de lavar miles de millones de dólares de mafias rusas y chinas, así como la petrolera venezolana PDVSA, aunque posteriormente fue liquidada.

El obispo de la ciudad española de la Seu d'Urgell es co-príncipe de este micro estado junto al jefe de Estado francés, y ha amenazado con retirarse si se legaliza el aborto.

Alrededor de 80.000 personas viven en Andorra, pero solo 27.278 titulares de la nacionalidad andorrana tienen derecho a votar.

FUENTE: Con información de Agencias
 

LO + Leído...