miércoles, 10 de abril de 2019

(España) Pablo Casado: "El votante de Vox no tiene ningún motivo para no volver al Partido Popular"

Después de su tercera vuelta a España de acto en acto de partido, Pablo Casado (Palencia, 1981) afronta su primera carrera electoral personal como una contrarreloj, entre las encuestas que le niegan la esperanza y dibujan el peor momento del PP y el objetivo de impedir que Pedro Sánchez siga en la Moncloa, adonde llegó "a lomos de Puigdemont, Torra y Otegi", como recuerda cada vez que puede. El presidente de los populares sigue en la carretera y el AVE para clamar por la unidad del voto del centro derecha en apoyo a su candidatura, niega el ajuste de cuentas con la etapa anterior y, al tiempo, presume de un cambio que llama regeneración y vuelta a los principios "sin complejos".

A los ocho meses de ser elegido sucesor de Mariano Rajoy y a 48 horas de entrar en la campaña oficial del 28-A, Casado insiste en que los antiguos votantes del PP tentados por Vox ya no tienen motivo alguno para ser infieles a su formación y que los que se fueron a Ciudadanos saben que Albert Rivera repetirá noviazgo con Sánchez en caso de que sumen juntos. En esta conversación con El Confidencial, entre mitin y mitin, vídeo de apoyo al toreo por colleras con Miguel Abellán, confidencias e invitación a la Semana Santa en Andalucía por Juanma Moreno, el presidente del PP lo que tiene más claro es que su auténtico adversario es Sánchez, "un traidor a los intereses de la unidad nacional y de la tradición constitucional".

PREGUNTA. Este estilo suyo de campaña incesante, con tres y cuatro actos diarios desde el pasado verano, ¿le está dando resultados, ve más cerca su objetivo de alcanzar los 100 escaños (el CIS le deja en 76)?

RESPUESTA. El estilo de campaña va con la persona y las circunstancias. El resto de líderes lleva varios años, alguno más de una década, al frente de su partido, tres de ellos se presentan por tercera vez a unas elecciones generales. Yo, después del congreso nacional, tuve tres meses para enfrentarme a las elecciones andaluzas y medio año para las generales. Eso hace que me tenga que dar a conocer, primero en los medios de comunicación y después en los debates parlamentarios, terreno en el que he recuperado un estilo que se había perdido, más anglosajón, sin papeles y centrado en las cuestiones de actualidad. Es verdad que en el ámbito territorial me empleo en una campaña clásica, como hice en Ávila las dos veces en que me presenté, con los mejores resultados, recorriendo el territorio palmo a palmo, puerta a puerta. Y me he encontrado con un panorama en el partido que, como dijo Aznar en la convención nacional, es el más difícil de los presidentes anteriores del PP, con un espacio electoral fragmentado en tres y con uno de cada tres votantes ya perdido. Por eso tenía que reconectar con mucha humildad, siendo autocrítico con lo que se puede mejorar sobre lo hecho en el pasado, pero al mismo tiempo orgulloso del partido que más ha hecho por España, sin duda. ->>Vea más...



FUENTE: Con información de ÁNGEL COLLADO - El Confidencial
 

LO + Leído...