jueves, 21 de febrero de 2019

Productora venezolana de "Roma" podría hacer historia en los Oscar

Gabriela Rodríguez supo desde muy temprano que tenía algo especial en sus manos; por más que sea llevaba más de una década trabajando con el meticuloso y exigente Alfonso Cuarón y conocía desde adentro su trabajo. Lo que la productora venezolana jamás anticipó fue el recibimiento universal que “Roma” ha tenido.
“Pensé que en Latinoamérica iba a tener un impacto interesante, pero no pensé que iba a llegar al mundo como ha llegado y mucho menos que las academias y los gremios la reconocerían de la manera que la han reconocido”, dijo Rodríguez en una entrevista telefónica reciente con The Associated Press. “Yo nunca dudé que la película fuera espectacular... Para mí la gran sorpresa ha sido que en el mundo entero gente de cualquier lugar, de cualquier clase social, de cualquier etnia, se ha conectado con la historia”.

Rodríguez, de 38 años, llegará el domingo a los Óscar como la primera mujer latina nominada a mejor película, y se le asignan grandes probabilidades de ganar. Desde su estreno en agosto en el Festival de Cine de Venecia, donde se alzó con el León de Oro, “Roma” ha cosechado premios que incluyen el Globo de Oro a la mejor película extranjera y el BAFTA del cine británico tanto a mejor película como a mejor película en lengua no inglesa.

“La verdad es que como ser humano, ni siquiera como mujer o mujer latina, es increíble”, dijo Rodríguez. “Para mí es una satisfacción enorme que gente que hace lo que yo hago, gente de la industria, gente a la que admiro y respeto, reconozca ese trabajo increíble que hemos hecho”.

El emotivo drama en blanco y negro basado en los recuerdos de infancia de Cuarón con su niñera en la Ciudad de México de principios de los 70 se medirá por 10 Premios de la Academia que incluyen dirección, guion original y cinematografía, todos del realizador; así como mejor actriz para la debutante Yalitza Aparicio, mejor actriz de reparto para Marina de Tavira y mejor película en lengua extranjera, en representación de México.

El filme se rodó, como se ha reportado ampliamente, de una manera atípica: sin guion, en continuidad y con una mayoría de actores sin experiencia. Rodríguez, radicada en Londres al igual que Cuarón, nunca había trabajado en México y lo hizo de la mano del mexicano Nicolás Celis, quien había producido “Desierto” de Jonás Cuarón, el hijo de Alfonso.

Su papel de productora lo define “un poquito como el de una gerente general”. O “poco glamour y mucho trabajo”. Implica coordinar, organizar y resolver todos los imprevistos y, en su experiencia, éstos siempre surgen sin importar cuánto se prepare y organice uno.

Su mayor reto, en el mejor de los sentidos, tiene nombre y apellido: Alfonso Cuarón.

“Es una persona muy, muy, muy, muy exigente y muy perseverante. Es el primero que llega y el último que se va, es el que más trabaja. Él motiva a que todo el mundo dé su 100% y la palabra ‘no’ no existe en su vocabulario”, dice entre risas. “Entonces es siempre conseguir una alternativa... estar siempre al tanto y al día y dispuesta a darle a Alfonso los elementos que necesita para lograr su visión”.

Rodríguez comenzó a trabajar con Cuarón hace casi 15 años cuando, tras estudiar en la Universidad de Suffolk en Boston, consiguió una pasantía con el director en Nueva York. A los pocos meses fue contratada como su asistente personal y entonces se trasladó con él a Londres para filmar “Children of Men”, y se quedó. También lo acompañó como productora asociada en “Gravity” antes de fungir, por “evolución natural”, como la productora principal de “Roma”.

La cinta sigue a la empleada doméstica Cleo (Aparicio, quien tiene algunos diálogos en lengua mixteca), que trabaja devotamente para una familia que vive en el barrio de la Roma, en la capital mexicana. La vida familiar, en apariencia inmaculada, se está resquebrajando: El padre deja a su esposa (De Tavira).

La historia transcurre en medio del tumulto del México de principios de los 70, incluidas las manifestaciones estudiantiles que en 1971 derivaron en una masacre por parte de un grupo de choque respaldado por las autoridades. La sociedad se está deshilachando y las mujeres de la casa, Cleo entre ellas, parecen llevarse la peor parte mientras intentan sacar a flote a la familia de cuatro hijos.

Rodríguez, quien se expresó “completamente conmovida” con la historia y con las actuaciones de sus protagonistas (“Ver a Yalitza en el monitor o en el set a veces me hacía llorar”), no puede evitar encontrar paralelismos entre la realidad plasmada por Cuarón en “Roma” y su propia infancia en Venezuela, donde aún vive la mayoría de su familia.

“Yo crecí cuando el (intento de) golpe de estado contra Carlos Andrés (Pérez) y todos esos sucesos marcaron mucho mi infancia. Era un momento turbulento que marcó mi identidad de cierta forma”, dijo la productora. “Siento que el activismo político, la preocupación por la sociedad, el país, era una parte muy importante de mi vida... Y yo también tenía a una ‘Cleo’ que vivió en mi casa toda la vida, que fue la misma nana de mi mamá, y a la vez crecí en la casa de mis abuelos. Esa misma composición social que refleja Alfonso en su casa, en su hogar, yo viví una cosa similar”.

Su familia, expresa con evidente entusiasmo, está sumamente orgullosa de ella (“Tengo todos los chats de WhatsApp que explotan”), pero aún en este momento tan luminoso de su carrera les pide “que se enfoquen en el cambio” que anticipa con el apoyo de Estados Unidos y otros países al jefe de la Asamblea Nacional Juan Guaidó como presidente interino del país.

Y mientras se expresó deseosa de poder volver algún día a su país natal y producir allá también algo de cine, por lo pronto se prepara para asistir con su “familia” de “Roma” a la gala de premiación en Hollywood donde podría hacer historia este domingo.

“Si el yo tener este reconocimiento puede inspirar a jóvenes, mujeres, latinas, etc., que por verme en esta posición sientan que también ellas pueden... me parece espectacular”, dijo Rodríguez. Pero pase lo que pase en los Oscar “lo único que yo estoy pensando es que vamos a gozar. Ya nos sentimos todos triunfantes”.

FUENTE: Con información de AP - La Crónica
 

LO + Leído...