martes, 18 de febrero de 2020

Panamá vuelve a la lista negra de la Unión Europea dos años después

En enero de 2018 el Gobierno español hizo gestiones y movió hilos en Bruselas para que Panamá, que acababa de entrar hacía solo dos meses en la lista negra de jurisdicciones no cooperativas, acabara saliendo de ella. A finales de enero, los ministros de Finanzas de la Unión Europea daban el paso y el país centroamericano abandonaba la lista negra.

España defendió que Panamá nunca debería haber entrado, que desde los ‘Panama Papers’ el país y su Gobierno habían dado pasos hacia la transparencia fiscal y para ser más cooperativa. El Ejecutivo panameño se comprometió con la UE a una serie de reformas que no ha cumplido a tiempo y que le llevan ahora de nuevo a la lista negra.

Tanto diplomáticos como miembros del Gobierno panameño, sabiendo el daño que produjo el escándalo de 2016 sobre su reputación, han ido incrementando su trabajo y su campaña en Bruselas para volver a construir confianza con los socios europeos y con la opinión pública del viejo continente.

Hace solo un año Panamá estaba a punto de entrar en otra lista negra de países que no cumplían con las normas de blanqueo de capitales y lucha contra la financiación del terrorismo. Y de nuevo, España salió en su defensa y amenazó con el bloqueo de la lista en la que también estaban otros países, como Arabia Saudí, lo que hizo que en total, y según fuentes diplomáticas, hubiera hasta 13 Estados miembros en contra de una lista que la Comisión Europea consideraba correcta. ->>Vea más...

FUENTE: Con información de NACHO ALARCÓN - El Confidencial
 

LO + Leído...