viernes, 1 de junio de 2018

(España) El PP pierde al 40% de su electorado en dos años y 400.000 votos en tres meses

El PP parece incapaz de contener su incontenible caída, que ya supera a la que sufrió el Partido Socialista en 2011, tras la segunda legislatura de Zapatero. En las últimas elecciones generales del 26 de junio de 2016, casi ocho millones de españoles (7.941.236) depositaron su voto a favor del partido liderado por Mariano Rajoy. El PP ganó claramente aquellos comicios con un 33% de votos y 137 escaños, aventajando al segundo partido, el PSOE, en más de 10 puntos y 52 escaños.

¿Qué ha sucedido desde entonces? Según la estimación de IMOP Insights para El Confidencial, con una participación equivalente a la de entonces el PP obtendría hoy 4,7 millones de votos. Es decir, habría perdido algo más de 3,2 millones, lo que supone el 40,6% de su fuerza electoral. Un resultado que lo convertiría en el farolillo rojo de los cuatro grandes partidos nacionales, dejándolo sin opciones de volver a formar Gobierno.

Aun subrayando la dificultad de atribuir escaños con una muestra nacional de 1.000 entrevistas, los expertos calculan que un resultado semejante daría al PP alrededor de 75 escaños: una pérdida de 62 diputados que lo convertirían en el tercer partido de la Cámara, por detrás de Ciudadanos y del PSOE y ligeramente por delante de Unidos Podemos. Sería su peor resultado histórico desde 1982.

Todos los datos de la encuesta sugieren que el PP no solo no ha logrado detener su caída, sino que en los últimos meses esta se ha acentuado. En la primera oleada del PanelConfidencial, realizada en febrero, el partido de Rajoy disputaba al PSOE la segunda posición, con una estimación del 21,4% de votos (5,1 millones) y un cálculo aproximado de 82 escaños. Esto supone que en los últimos tres meses ha perdido 400.000 votos y siete escaños más, y actualmente se disputa el cuarto puesto con la coalición de Pablo Iglesias. Un deslizamiento en plano descendente al que no se ve síntomas de detenerse.

Todos los datos de esta encuesta muestran una aguda crisis de confianza de los votantes del PP respecto al partido al que votaron hace dos años. Quizás el síntoma más alarmante sea el deterioro de su recuerdo de voto, que está 10 puntos por debajo de lo que realmente obtuvo. Muchos de sus votantes de hace dos años parecen haber olvidado que lo hicieron, o prefieren ocultarlo. Téngase en cuenta que, por ser un panel, se trata de las mismas personas que respondieron en febrero. Según los analistas, una depresión tan profunda en el recuerdo de voto a un partido suele ser el anticipo de un abandono masivo.

Además de los datos relativos al voto, las valoraciones de la gestión del Gobierno, de la actuación del PP y de Mariano Rajoy continúan empeorando, tanto en el conjunto de la sociedad como en el espacio electoral del PP. De hecho, casi todos los retrocesos del PP y de Rajoy respecto a la oleada anterior se deben al creciente desapego de sus propios votantes.

El 72,9% de los españoles desaprueba la actuación del Gobierno, casi cuatro puntos más que en febrero. El 31,5% de los votantes del PP (27% en febrero) se muestran descontentos con el Gobierno de Rajoy. Incluso un 14,2% de los que aún permanecen leales al Partido Popular critican la gestión del Ejecutivo.

Mariano Rajoy es ya el peor valorado de los líderes nacionales, con un 2,9 de puntuación media. Los votantes del PP le dan ya una puntuación inferior a la de Albert Rivera. Solo el 27% de sus votantes ha mejorado su opinión sobre Rajoy en los últimos meses, mientras el 37,4% mantiene la misma opinión y el 35,4% la ha empeorado. En ese mismo colectivo (votantes del PP en 2016), el 52,7% ha mejorado su opinión sobre Albert Rivera.

Entre los votantes populares, Rivera supera también a Rajoy en proximidad ideológica (“representa mejor las ideas de la gente como yo”), y lo empata en cuanto a la confianza que les inspira. Solo le reconocen ventaja sobre el líder naranja en cuanto a su capacitación para gobernar. Aun así, el 35% de los votantes del PP señala a Rivera como el líder más capacitado para hacerse cargo del Gobierno.

Esto se traduce en la preferencia para presidente del Gobierno:

Más del 40% de los votantes del PP prefieren a Rivera como presidente antes que a Rajoy; en tres meses, la ventaja del primero en su propio espacio político se ha reducido de 14,6 a 4 puntos.

En cuanto a las siglas, el 44,9% de los votantes del PP siente que Ciudadanos es el partido que más se aproxima a sus ideas; al 44,3% le inspira más confianza, y el 28,9% lo ve más capacitado para gobernar. Todas esas cifras han crecido entre la primera y la segunda oleada de nuestro panel.

Además de los escándalos de las últimas semanas, la gestión del 155 en Cataluña tampoco parece haber entusiasmado a los votantes del partido del Gobierno. El 61% cree que la situación en Cataluña es hoy peor que la de hace seis meses. Y aunque apoyan abrumadoramente (90%) la decisión de recurrir al 155, solo el 15,8% cree que el Gobierno lo ha aplicado adecuadamente y el 77% cree que lo ha hecho de forma “demasiado blanda”. Lo que hace que para uno de cada tres, el 155 haya resultado ineficaz.

Puestas así las cosas, no es de extrañar que los votantes del PP se muestren claramente hostiles a la convocatoria de elecciones generales anticipadas: solo el 11,8% es partidario de ella, frente al 88,2% que prefieren agotar la legislatura.

Ficha técnica
Universo: personas de 18 años y más residentes en el territorio nacional peninsular, Baleares y Canarias.

Tamaño muestral: 1.015 entrevistas.

Diseño muestral:

-Teléfono fijo

Selección aleatoria estratificada a partir de las variables tamaño de hábitat y comunidad autónoma con distribución proporcional.

Selección aleatoria del hogar dentro de cada estrato.

Selección del individuo con control de cuotas de sexo y edad retroalimentadas por el sistema, con rellamada.

-Teléfono móvil

Selección aleatoria simple de la base de datos de teléfonos móviles generada automáticamente por IMOP a partir de los inicios
asignados a cada operador móvil. Esta base de datos se testó antes del inicio del trabajo de campo con el sistema Dali (detección automática de
líneas inactivas).

Técnica de entrevista: telefónica asistida por ordenador mediante el sistema CATI. Un 35 % de las entrevistas se realizaron a individuos localizados a
través de teléfono móvil.

Equilibraje: con el fin de minimizar posibles errores de campo y ajustar los datos al universo, el fichero se ha sometido a un equilibraje a partir de las
siguientes matrices: sexo x edad; tamaño de municipio x CC.AA.; sexo x edad x CC.AA. y equipamiento telefónico en el hogar

Margen de error de muestreo: ±3,1 puntos porcentuales para p=q=50 % y nivel de significación del 95%, siempre en el supuesto de un muestreo
aleatorio simple .

Fechas de campo: del 23 al 28 de mayo de 2018.

Instituto responsable de la investigación: IMOP Insights, S.A.

IMOP se acoge al código internacional CCI-ESOMAR para la práctica de la investigación social y de mercados.

IMOP cumple con los requisitos establecidos en la Norma UNE-ISO 20252.


FUENTE: Con información de IGNACIO VARELA - https://www.elconfidencial.com - (PULSE AQUÍ)
 

LO + Leído...