lunes, 4 de marzo de 2019

(España) El pacto oculto de T-Systems con Puigdemont

La compañía T-Systems, perteneciente al gigante Deutsche Telekom, cuyo 31,89% está en manos del Estado alemán, trazó una estrategia interna para colaborar con el Govern de Carles Puigdemont en el desarrollo de las llamadas estructuras de Estado de la Cataluña independiente.
Directivos de la multinacional mantuvieron reuniones secretas con dirigentes de la Generalitat para coordinar la puesta en marcha del censo de catalanes en el extranjero para el 1-O, aplicaciones informáticas para que los Mossos d'Esquadra supervisaran las leyes que estarían en vigor tras la desconexión y la estructura digital que permitiría el funcionamiento completamente autónomo de la nueva Hacienda catalana, entre otras soluciones, según un nuevo informe de la Guardia Civil al que ha tenido acceso El Confidencial.

Ni las investigaciones abiertas contra el Ejecutivo catalán por el referéndum ni las advertencias que la Justicia envió directamente a T-Systems para recordarle que algunas adjudicaciones podían rebasar el marco estatutario impidieron que la compañía alemana siguiera prestando un apoyo decisivo a la hoja de ruta soberanista. Los investigadores han llegado a esa conclusión tras analizar la abundante documentación sobre el 'procés' hallada en septiembre de 2017 en las oficinas centrales de T-Systems en España, ubicadas en la calle Sancho de Ávila de Barcelona. Correos electrónicos e informes confidenciales probarían que, al menos desde 2014, la compañía conocía los planes de los partidos secesionistas y articuló protocolos internos para cooperar intensivamente con ellos sin ser descubierta.

Según las pesquisas del Instituto Armado, al menos una decena de empleados de T-Systems habría participado en el desarrollo de la infraestructura de la república catalana. Los agentes destacan el papel de Rosa María Rodríguez Curto, la directiva encargada de las relaciones con la Generalitat, detenida en la operación Anubis junto a una decena de altos cargos de la administración autonómica. En su mesa se localizó un informe de 20 folios impresos por las dos caras titulado "Generalitat de Catalunya —Account Plan— Análisis de idearios políticos y posicionamiento institucional" que, además de examinar los planteamientos de los partidos que defendían la independencia unilateral y diseccionar sus respectivas estrategias para alcanzarla, fijaba la postura que T-Systems debía adoptar en el conflicto que ese proceso iba generar necesariamente con el Estado. ->>Vea más...

FUENTE: Con información de JOSÉ MARÍA OLMO - BEATRIZ PARERA - El Confidencial
 

LO + Leído...