miércoles, 6 de marzo de 2019

OCDE rebaja a la mitad su previsión de crecimiento

La eurozona vive en 2019 un año clave para su futuro. El cambio de tendencia en el crecimiento ha provocado un frenazo de la actividad inesperado que amenaza a la confianza de los agentes económicos. La magnitud de este cambio se muestra en las nuevas previsiones de crecimiento que ha lanzado hoy la OCDE. El organismo ha rebajado nada menos que ocho décimas su estimación de noviembre para la eurozona, el recorte más fuerte realizado desde el año 2009, tras el estallido de la crisis económica global.

Hace solo cuatro meses la OCDE esperaba un crecimiento del 1,8% para la economía de la eurozona en el conjunto del año y hoy ha rebajado esta estimación hasta el 1%, apenas la mitad. Esto significa que espera que la región se mantenga prácticamente estancada a lo largo del año. Y eso sobre la base de que se produce un ‘Brexit blando’ con un periodo de transición que se extienda hasta el final de 2020. De lo contrario, si se produce una salida caótica, Reino Unido se enfrentaría a una recesión y Europa entera sufriría una fuerte convulsión, alerta la OCDE.

La magnitud del recorte en las previsiones de crecimiento para Europa es tal que muestra la incertidumbre sobre la evolución a corto plazo de la actividad en la región. El Brexit es solo una de las dudas actuales, pero las elecciones al Parlamento Europeo, la guerra comercial o la caída de la confianza de los agentes económicos también pueden afectar gravemente al PIB. En este punto, ya nadie puede confirmar si el deterioro de la economía del continente terminará por provocar una crisis o si remontará en los próximos meses.

FUENTE: Con información de JAVIER G. JORRÍN - El Confidencial
 

LO + Leído...