lunes, 16 de septiembre de 2019

(El Salvador) Nayib Bukele recibió 1.9 millones de dólares de Alba Petróleos (+Venezuela)

Inversiones Valiosas de El Salvador (Inverval, S.A. de C.V.), una empresa investigada por lavado de dinero, entregó 1 millón 974 mil 200 dólares al ahora presidente de El Salvador Nayib Bukele cuando este era alcalde de Nuevo Cuscatlán y cuando esa sociedad gestionaba proyectos en ese municipio. Los desembolsos constan en documentos incautados por la Fiscalía General de la República (FGR) como parte de una investigación por posible lavado de dinero que involucra a 23 empresas relacionadas con el consorcio Alba Petróleos de El Salvador, Inverval entre ellas, y a los que Revista Factum ha tenido acceso.

Inverval no solo entregó dinero a Bukele. Desembolsó al menos 3 millones 474 mil 894.70 dólares al ahora presidente, a una de sus empresas familiares y a personas que ahora son funcionarios públicos, parte de su gabinete más cercano.

Entre el 1 de febrero y el 24 de octubre de 2013, Inverval emitió ocho cheques desde una cuenta del Banco Promérica a favor de Nayib Bukele; de Obermet, la empresa de publicidad de la familia del presidente; y de Starlight, compañía propietaria del Canal TVX. Todos esos fondos, según consta en los documentos en poder de la Fiscalía, estaban destinados a la compra de acciones y a inversión de capital en Starlight, una empresa de comunicación audiovisual que llegó a ser importante en el ascenso político de Bukele, y de la cual Carolina Recinos, actual jefa de gabinete, fue apoderada especial.

El origen del dinero: Alba Petróleos de El Salvador, el consorcio financiado con fondos estatales venezolanos que es objeto de investigaciones por posible lavado de dinero en Estados Unidos, Venezuela y también en El Salvador. Inverval fue financiada casi en su totalidad por Alba en el año que entregó dinero a Bukele, según Factum comprobó en los registros contables.

El dinero que Alba Petróleos repartió a Bukele y sus colaboradores es solo una de las formas como el actual presidente y miembros de su círculo íntimo se relacionaron con la red de empresas en la órbita de Alba que, según las investigaciones iniciadas en Washington, Caracas y San Salvador, fue una fachada para el lavado de dinero durante toda esta década.

Los préstamos y los cheques fueron recibidos en 2013, cuando Bukele aún estaba en el FMLN y cuando las críticas por recibir dinero venezolano, como lo hizo seis años después ya sentado en el despacho presidencial, eran impensables. Entonces su carrera política iba en ascenso, al tiempo que su relación con Alba y sus representantes se hacía sólida. Esta es la historia de cómo un político popular fue financiado por el consorcio Alba. Esta también es la historia de cómo uno de los máximos representantes de Alba entró en el círculo íntimo del ahora presidente.

No solo eso. Alba, según demuestran registros públicos, invirtió en la construcción de una residencial de lujo en Nuevo Cuscatlán, a través de la empresa Inverval, mientras la alcaldía era ocupada por Nayib Armado Bukele Ortez.

Factum tuvo acceso a documentos contables de Inverval, decomisados en la sede de la empresa en San Salvador entre el 30 y el 31 de mayo pasados. En el allanamiento, según confirmó un investigador salvadoreño, las autoridades incautaron cuadros contables, cheques, mutuos (préstamos) y otros documentos que relacionan las cuentas de Inverval con Bukele, con empresas vinculadas a su familia y su círculo político cercano.

En Inverval, los fiscales encontraron tres mutuos. Dos de ellos firmados por Bukele. Uno rubricado por el entonces alcalde de Nuevo Cuscatlán el 27 de junio de 2013 por 320 mil dólares y otro fechado el 19 de diciembre del mismo año por 94 mil dólares. En ambos, Bukele se comprometía a pagar el dinero a Inverval en cuotas mensuales que depositaría en la cuenta número 10000034001293 del Banco Promérica.

Los mutuos fueron certificados ante la notaria Mirza Lizbeth Zúniga Rodríguez, quien dio fe del documento con su firma. Zúniga también fue apoderada de VECA Airlines, otra de las empresas del consorcio Alba.

La abogada fue contactada por este medio, pero declinó hablar sobre los documentos que certificó.

Zúniga también certificó el 21 de enero de 2014 un préstamo a favor de Starlight, contraído en nombre de la empresa por Martha Carolina Recinos, actual jefa de gabinete del presidente Bukele. Ese mismo día, ante los oficios de la misma abogada, Mauricio Cortez Avelar, representante y administrador único de Starlight, había nombrado a Recinos apoderada de la empresa de comunicaciones. Cortez Avelar es uno de los hombres más importantes del consorcio Alba Petróleos: su nombre aparece en las juntas directivas, actas de constitución o registros de sociedad de 10 de las 23 empresas que la Fiscalía allanó en mayo pasado como parte de la investigación al grupo Alba.

Un ejecutivo de Inverval con el que Factum habló confirmó la autenticidad de ese poder judicial a favor de Recinos.

Contando los dos cheques emitidos directamente a su nombre y los dos mutuos, Nayib Bukele recibió de Inverval, a título personal, 1 millón 974 mil 200 dólares. La mayor parte a través de un cheque por 1 millón 390 mil 200 dólares fechado el 1 de febrero de 2013.

Agentes de dos unidades diferentes de la Fiscalía General que han trabajado en el expediente abierto a Alba Petróleos confirmaron a Factum la autenticidad de los cheques, sus números correlativos, los montos y sus destinatarios. También un ejecutivo de Inverval y un ejecutivo de Alba corroboraron la autenticidad de los documentos. Parte de esa documentación está, también, en manos de agencias estadounidenses que tienen expedientes abiertos relacionados a Alba Petróleos, según aseguraron en Washington dos agentes federales que hablaron bajo condición de anonimato por no estar autorizados para comentar casos en curso.

Desde junio de este año, cuando Revista Factum tuvo acceso a los primeros documentos, inició una investigación que incluyó entrevistas en San Salvador y Washington, DC, con un agente federal estadounidense que investiga a Alba Petróleos desde 2015; con otro investigador norteamericano que ha trabajado para las administraciones Obama y Trump en este caso; con un ejecutivo de Inverval; con media docena de agentes de la Fiscalía; con un ejecutivo de Alba; y con dos exfuncionarios venezolanos que investigaron entre 2017 y 2018 a la estatal petrolera venezolana PDVSA, principal financista de Alba. ->>Vea más...

FUENTE: Con información de Héctor Silva Ávalos, Jessica Ávalos, Moisés Alvarado y Rodrigo Baires / connectas.org - La Patilla
 

LO + Leído...