viernes, 24 de enero de 2020

(España) La vicepresidenta de Venezuela no pisó territorio español, según fuentes gubernamentales

El Gobierno sostiene ahora que la vicepresidenta del Gobierno de Venezuela, Delcy Rodríguez, no pisó territorio nacional durante la madrugada del pasado lunes, cuando el ministro de Transportes y número tres del PSOE, José Luis Ábalos, acudió al aeropuerto de Barajas para reunirse con ella. Fuentes gubernamentales explican que la número dos de Nicolás Maduro se mantuvo en todo momento en el denominado espacio internacional, que es competencia de la Guardia Civil y que engloba la pista de vuelo y una zona de las terminales en la que hay incluso una sala de autoridades.

Tanto Vozpopuli, que dio la noticia ayer, como El País aseguran que la entrevista tuvo lugar en el interior de la aeronave, que en ese momento hacía una escala técnica en Madrid. La vicepresidenta viajaba en un avión privado de la aerolínea Sky Valet hasta Estambul y hacía escala en la capital de España, donde estaba previsto que permaneciera hasta el lunes al medio día antes de despegar. Según el primer diario, el aparato aterrizó poco después de las 00.12 horas de la madrugada del domingo al lunes en la terminal de vuelos privados de Barajas, donde le esperaba Ábalos. Sin embargo, en el momento en el que ella se disponía a bajar saltó una alerta a la Policía: Delcy Rodríguez tenía una orden de la Unión Europea que le prohibía la entrada en el espacio Schengen como consecuencia de las sanciones establecidas por el organismo comunitario.

Fue entonces cuando un comisario de la Policía Nacional acudió hasta el avión. Ábalos subió también, permaneció una hora y media con Rodríguez y luego ambos bajaron hasta la mencionada sala de autoridades. Su vuelo hacia Estambul salía a la tarde siguiente; en concreto, a las 14.42 horas. Según ha podido saber El Confidencial, el Ministerio del Interior ya conocía esa mañana del lunes que Ábalos había estado en Barajas con Rodríguez. Sin embargo, desde el departamento dirigido por Fernando Grande Marlaska estuvieron negando a preguntas de los periodistas la existencia del encuentro hasta el pasado martes.

Las fuentes gubernamentales consultadas afirman, además, que no es necesario que Interior dé ningún tipo de autorización al ministro de Fomento para que este entre en la zona restringida del aeropuerto. La vicepresidenta venezolana no podía entrar en territorio Schengen, ya que la Unión Europea la incluyó en 2018 en la lista negra de 25 personas pertenecientes al régimen de Maduro vetadas. A todas ellas la UE le ha congelado todos los activos que mantienen en suelo comunitario y todas tienen prohibida la entrada. Junto a Rodríguez, también están otros altos cargos del Gobierno bolivariano. La UE considera que todos los incluidos en la lista han protagonizado violaciones de derechos humanos en Venezuela. ->>Vea más...

FUENTE: Con información de ROBERTO R. BALLESTEROS - El Confidencial
 

LO + Leído...