miércoles, 4 de diciembre de 2019

(España) Cómo PISA cambió la educación para siempre

En la primera edición del examen PISA, publicada en 2001, los resultados mostraron una imagen poco favorecedora de Alemania, que, al contrario de lo que esperaban los germanos, aparecía por debajo de la OCDE. Es el conocido como 'shock de PISA', que provocó que el país tomase medidas, se abriese un debate sobre la educación y, finalmente, se decidiese duplicar el presupuesto educativo.

Es uno de los ejemplos utilizados habitualmente para mostrar cómo las pruebas han cambiado la manera de entender la educación a nivel global. Uno de los grandes expertos sobre el tema es el profesor Florian Waldow, de la Universidad de Berlín, que este año publicó 'Entendiendo el atractivo de PISA: análisis críticos en estudios de política comparada', en el que examina de qué manera los políticos y los medios de comunicación reaccionan a la publicación de los resultados de los exámenes, como ha ocurrido hoy, y por qué tienden a distorsionar lo que de otra manera podría ser una útil herramienta.

La reacción en muchos países, sugiere el volumen, es una mezcla de escándalo y presión para llevar a cabo reformas educativas de manera inmediata. El profesor denuncia los “usos y abusos” relacionados con la prueba y, en una breve entrevista, explica a El Confidencial cómo deberíamos entender (y cómo no) los resultados.

PREGUNTA. Los resultados de PISA 2018 se publican hoy. Una de las reacciones más habituales en España es la de escandalizarnos. Usted ha demostrado que ocurre incluso en los países que obtienen buenos resultados. ¿Por qué?

RESPUESTA. PISA no reporta solo resultados medios por cada país, sino una variedad de medidas. Por ejemplo, es posible que los resultados en general sean buenos, pero que estén muy determinados socialmente o que ciertos aspectos (como las habilidades de resolución de problemas) no sean buenos aunque en general sí lo sean. Si ya hay un debate en el país sobre estos temas, es posible que haya un escándalo. ->>Vea más...

FUENTE: Con información de HÉCTOR G. BARNÉS - El Confidencial
 

LO + Leído...