PUEDE LEER TODAS LAS SEMANAS LOS EXCELENTES TRABAJOS PERIODÍSTICOS DE LOS DANIELES EN INFORME25.COM

domingo, 20 de marzo de 2022

(Colombia) Traslado sospechoso (+Opinión)

Por: Daniel Coronell -
Un fiscal auxiliar de la Corte Suprema de Justicia que investigaba un caso en el que el expresidente Álvaro Uribe debería ser imputado, fue súbitamente trasladado a Cúcuta. El fiscal al que quieren mover de la unidad de mayor jerarquía en la Fiscalía al Catatumbo se llama Jaime Zetien y no tiene investigaciones en su contra. Actuaba como auxiliar del fiscal delegado ante la Corte Suprema de Justicia Leonardo Cabana. Conozco bien el caso porque soy el querellante.

El pasado 23 de febrero, hace menos de un mes, fui llamado por los fiscales Cabana y Zetien a ratificarme bajo juramento en una denuncia por injuria y calumnia que presenté hace ya cinco años cuando el entonces senador Álvaro Uribe puso este mensaje en su cuenta de Twitter: “Entonces Daniel Coronell también debe someterse a la JEP para que confiese su delito de narcotráfico”.

No he cometido ningún delito de narcotráfico y Uribe, que usó la inteligencia del Estado para investigarme y perseguirme, lo sabe perfectamente. El trino fue un desquite del expresidente por una columna en la que reseñaba la publicación del libro de la abogada e investigadora estadounidense María McFarland en donde se mencionan las extrañas circunstancias de la muerte de Pedro Juan Moreno en la caída de un helicóptero.

A él le mortifica que se ventile ese tema. Lo ratificó este viernes en su deslucida intervención en la audiencia en la que su fiscal/defensor Gabriel Ramón Jaimes pide que le precluyan el caso por soborno de testigos y fraude procesal.

Allí Uribe repentinamente dijo: “Una de las tristezas grandes de mi vida es las insinuaciones (sic) que han hecho, Daniel Coronell y otros, de que el accidente fatal del doctor Pedro Juan Moreno fue un crimen de Estado, insinuando de mi parte. Qué dolor. Ignoraron los informes de Aeronáutica del fabricante del helicóptero. Qué pena llevo y cómo se me revive cada vez que veo a uno de los familiares del doctor Pedro Juan Moreno”.


Lo que no dice Uribe es que el informe de la Aerocivil que cita fue presentado por su subalterno Fernando Sanclemente, unos meses después del accidente, en diciembre de 2006, y que no tiene el carácter de cierre de una investigación judicial. El propio documento aclara que por ley “El propósito de esta actividad no es determinar la culpa o la responsabilidad”.

Más grave aún es que Uribe olvide mencionar que en agosto de 2014, ocho años después del informe de su subordinado, el CTI de la Fiscalía concluyó en un documento, ese sí con carácter judicial, que “Hasta la fecha se ha avanzado en aspectos que eran desconocidos para la presente investigación y se avizora que es factible que la causa de la caída del helicóptero marca Bell, modelo 206B, de matrícula HK2496, de la empresa Helicargo S.A. piloteado por el capitán Jaime Taborda Botero, obedezca a acciones criminales que se hayan producido dentro del Aeropuerto Olaya Herrera, con anterioridad al despegue de la aeronave en mención”. ->>Vea más...
 
FUENTE: Artículo de Opinión – Los Danieles
 

LO + Leído...