jueves, 12 de septiembre de 2019

(España) El lío de faldas de Jordi Cruz que puede cargarse la economía 'familiar'

Hace unos días se presentó la cuarta edición de ‘MasterChef Celebrity’ y Jordi Cruz asistió con una nueva pareja, la brasileña Rebecca Lima (que apenas conocíamos de unas fotos publicadas días antes). La separación del chef y su pareja desde hace más de ocho años, Cristina Jiménez, ha sido una sorpresa. Una sorpresa para el público y un dolor de cabeza para ambos. Porque esta ruptura ha generado situaciones complejas en su vida.
Además de pareja, Jiménez es la responsable del hotel Abac, ligado al restaurante del mismo nombre que lidera su exnovio. Y encima, como pareja de hecho, han compartido casa durante casi una década, algo que tras una separación no queda claro cómo se reparte.



La pareja vivía en una casa propiedad al 100% de Cruz, un chalé en la montaña de Collserola por el que el chef pidió una hipoteca de 1,3 millones de euros en 2017. La casa está situada en la carretera de las Aguas, una especie de paraíso al norte de la ciudad donde cada mañana cientos de corredores trotan en su ‘early morning run’. Allí, en absoluto silencio, vivían Jordi y Cristina en una casa de 360 metros cuadrados. ->>Vea más...

FUENTE: Con información de SILVIA TAULÉS - El Confidencial
 

LO + Leído...